tratamientos-dentalesLos implantes dentales de titanio son piezas que colocamos dentro del hueso, sustituyendo así a la raíz del diente, constituyendo un nuevo soporte para diferentes tipos de prótesis dentales fijas desde una corona, un puente dental o diferentes estructuras sobre las que cementar o atornillar, según el caso, una dentadura completa.

Nada mejor que los dientes naturales, pero llegado el caso de sustituirlos, los implantes dentales frente a otras técnicas, ofrecen importantes ventajas, como evitar la reabsorción del hueso, no tocar los dientes vecinos y ayudar a sujetar las prótesis dentales.

Hoy es posible extraer todos los dientes enfermos que queden en boca y mediante varios implantes colocar prótesis dentales inmediatamente atornillada en una sola sesión, lo que en muchos casos evita las fases de estar desdentado. Es lo que llama dientes en un día Las ventajas que este hecho genera en nuestras pacientes son innumerables.

Ventajas de los implantes dentales: comodidad y estética dental

Además los implantes dentales evitan la pérdida del hueso ya que gracias a ellos se vuelve a recuperar el proceso de estimulación ósea. Por otro lado su funcionalidad es perfecta, además de su estética y su comodidad a la hora de comer y hablar, ya que no se mueven, y como hemos dicho antes, no molestan a los dientes vecinos ni necesitan placas en el paladar como las prótesis dentales removibles. Tampoco acumulan restos de comida ni causan dolor, permitiendo masticar cualquier tipo de alimentos como si de un diente natural se tratara.

La colocación de implantes dentales es exitosa en la inmensa mayoría de los casos (90%), y muy duradera: estamos hablando de pacientes con implantes desde hace más de 25 años a los que no se les ha presentado ningún problema. Teniendo esto en cuenta, el precio del implante dental es más rentable que otros tratamientos de prótesis removibles, si el diagnóstico del odontólogo lo aconseja.